Cuidado de las crías

Hámster

Todo sobre los Hámsters: alimentación, enfermedades, cuidados, jaulas, tipos (Sirio, hámster enános: Chino, Campbell, Ruso, Roborovski, ...)

En realidad no hay mucho que decir en la crianza y cuidado de hámsters recién nacidos. No hay que cambiar pañales, no hay que alimentarlos a las 2a.m., no hay que hacerlas eructar. Sólo hay que sentarse y dejar que mama hámster haga su trabajo.

Bueno, tal vez no sea tan fácil todavía, existe la cuestión de las jaulas limpias, la comida, el agua, etc., y los hámsters comen una cantidad asombrosa de alimentos, es muy importante que un amplio suministro de alimentos esté disponible en todo momento.

Cuidado de las crías

Además las madres embarazadas y lactantes necesitan mucha agua. Tal vez el aspecto más importante de criar buenas crías sanas, es primero de todo la selección de un buen macho y una hembra sana, que lleven buenas líneas de sangre.

Tres o cuatro días antes de dar a luz, es importante que la mamá hámster tenga una bonita jaula limpia, con un montón de material de nidificación para hacer una buena cama blanda para sus crías. Un gran trozo de papel higiénico es buen material de nidificación.

La futura mamá hámster lo romperá y construirá un nido muy precioso. En algunos casos parecen como si el papel higiénico se haya tejido como la ropa de cama. La pelusa comercial o materiales comerciales para nidos no se recomiendan. Una de las principales preocupaciones con ello es el hecho de que las crías puedan fácilmente enredarse en ella, causando la pérdida de extremidades, o incluso la muerte si se envuelve alrededor del cuello.

Cuando nacen las nuevas crías son ciegas, sordas, sin pelaje y totalmente dependiente de mamá. El tamaño de las camadas varía de uno a 20. No es necesario retirar ninguna de las crías, mamá sabe que es lo mejor y reducirá el número si lo considera necesario, ella va a sacrificar a los más débiles primero.

No toques a las crías recién nacidas

Las crías nacen individualmente y están cubiertas con una membrana (una membrana similar a la piel). De vez en cuando las crías se encuentran dispersas alrededor de la jaula durante el parto. No las molestes, después de que mamá haya tenido la oportunidad de descansar, las recogerá, las pondrá en el nido y empezará a darle de mamar.

Las membranas y otras sustancias postparto son consumidas por la madre, que reemplaza algunas de las hormonas y otros nutrientes que se utilizaron para la maduración de las crías antes del nacimiento. Esta es una parte importante del proceso del parto para la madre (no se debe interferir durante este proceso y luego ella comerá la placenta).

Como regla general, el nido no debe ser perturbado por lo menos durante diez días. Si un recién nacido sale del nido, la madre saldrá y lo recuperara. O bien, la cría encontrará el camino para volver a la calidez de su cama y su mamá. Si se altera el nido, en especial una mamá primeriza, ella puede "defender" a su camada de la única manera que sabe, matando y comiéndoselos (como todo lo demás, la aceptación de la hembra a las perturbaciones iniciales varía según los individuos).

Facilítales mucho alimento y agua

Es muy importante asegurarte de que hay un suministro abundante de alimentos y de agua dulce. Si mama hámster se siente amenazada de que no haya suficiente alimento y agua disponible para mantener a su nueva familia, por instinto, ella misericordiosamente matará a las crías en lugar de dejarlos morir de hambre o deshidratación.

Al tercer día aparecerá una cubierta oscura de la piel en las variedades más oscuras, y las orejas que han estado plana contra la cabeza comenzarán a estar erguidas. Las marcas en las variedades oscuras de hámster comenzarán a aparecer en el quinto día y una fina capa de pelaje será evidente en las variedades más pequeñas.

Este es un buen punto para bajar el nivel del agua para que las crías puedan alcanzarlo cuando empiecen a explorar la jaula.

Los diferentes colores de pelaje y las marcas más diferenciadas empezarán aparecer al séptimo u octavo día, y ya se parecerán a pequeños hámsters. Aunque todavía ciegos, van a empezar a vagar alrededor de la jaula y se podrán ver con frecuencia con un pedazo de comida en sus patas delanteras, mientras que roen.

Cómo cuidar crías de hámster

Sus ojos se empiezan a abrir en el día decimotercero. En este momento, la jaula debe limpiarse y probablemente necesita ser limpiada una vez más antes de que los más pequeños sean destetados.

Ellos estarán dispuestos a dejar a mamá entre los 21 y 28 días. Los sexos deben ser separados y colocados en diferentes jaulas en el momento del destete.

Si más camadas están en el orden del día, asegúrate de que mama obtiene por lo menos una semana de descanso en una agradable jaula limpia antes de criar de nuevo.

Artículos relacionados con Cuidado de las crías